domingo, 7 de octubre de 2012

Tarta fondant de pirata.

La vida pirata es la vida mejor. Sin trabajar, sin estudiar, con la botella de ron... Yo cantaba esta canción cuando con el Club Saltamontes salíamos de excursión. Qué tiempos aquellos ¡¡¡¡Ahora todo el día trabajando y sin botella de ron!!!! Bueno, Legendario algún fin de semana, je, je, je.

La tarta que hoy os presento es una tarta pirata para Mario, el sobrino de mi amiga Carmen. Sé que les gustó mucho y me alegro miles.

Es una tarta sencilla, fácil de realizar, pero con un resultado muy chulo. Es una buena tarta para un cumple temático pirata. Ya sabéis, al lío.

El bizcocho es un semicírculo realizado en un cuenco de ensalada de metal. En IKEA lo podéis encontrar. Están bien de precio y son muy redondos. Al final no tienen casi marcas.

Éste es el resultado de esta sencilla tarta.





EL PITARA ESTA BIEN COLORADITO,  DE TANTO RON, JE, JE, JE.

¡¡¡¡ ESPERO QUE OS GUSTE!!!


No hay comentarios :

Publicar un comentario